CONFERENCIAS

UNA CONFERENCIA PARA TI

UNA CONFERENCIA PARA TI

Tengo algo para compartirte:

Una experiencia de vida, unos conocimientos y una estrategia para aprender a estar en paz a pesar de las naturales adversidades de la vida.

La paz es un afecto muy importante, hay quienes dicen incluso que esta por encima del amor. Porque un corazón en paz atrae el amor, en cambio, un corazón en guerra espanta el amor.

La Paz es una construcción constante que requiere herramientas, son estas las que te comparto por medio de esta Conferencia.

Se trata de una Conferencia que como los partidos de fútbol, tiene una duración de 90 minutos.

Esta diseñada para ser llevada a cabo en grupos grandes, y también en grupos pequeños, incluso, te la puedo ofrecer de forma personalizada o con tu pareja o tu familia.

La Paz es más que una palabra, es un estilo de vida.

A este estilo de vida estoy entregado de tiempo completo.

Si logramos aprender a estar en paz con nosotros mismos, abriremos las puertas para conectarnos con los demás.

No es cliché es realidad:

La paz empieza por nosotros mismos.

Si te interesa esta propuesta para que la lleves a tu vida personal, familiar y laboral, me puedes contactar al siguiente número:

3142666337

Anuncios
CONFERENCIAS ANDREZ PAZ

LAS CONFERENCIAS DEL PSICÓLOGO ANDRÉS PAZ

CONFERENCISTA

El punto de partida de mi Proyecto de Vida Laboral como Talento Creativo es ser un Psicólogo Divulgador.

La primera labor de un Psicólogo Divulgador es ser conferencista. Yo siento que me gradué como tal, en el Congreso de la celebración de los 25 años de Pedagogía Conceptual el 6 y 7 de octubre del año pasado.

Gracias a mi maestro de psicología afectiva, Miguel De Zubiría, pude desplegar mis habilidades como conferencista ante un auditorio de más de 300 personas que a juzgar por sus reacciones, fueron muy receptivos al mensaje que les transmití. Tanto que las semillas sembradas en esa conferencia no tardaron en dar sus frutos días después.

En efecto, después de esa conferencia donde hablé sobre el ego y el amor desde una perspectiva afectiva y espiritual, la rectora del Colegio Femenino Don Bosco, me contrató para dar esa misma conferencia en el cierre de año con los padres de familia.

Luego viajé a Chiquinquirà, a ofrecer dos conferencias en el Colegio Campestre Nueva Inglaterra. Ese día hablé ante los padres de familia de la diferencia entre educar y formar, y de la importancia de tomar conciencia de que el futuro de nuestros  hijos depende de nuestro presente.

El año pasado entonces, gracias a estas conferencias y sumadas a las dos que había ofrecido en el Redentor el 22 y 24 de julio, me hice plenamente conciente de que ser conferencista es una de mis labores, me apasiona esta tarea. Me confirma que definitivamente he sido bendecido con el don de la palabra.

Las horas que he practicado en Transmilenio me han permitido desarrollar la habilidad de pararme frente a un grupo de personas, tocarles el corazón y ponerlos a reflexionar sobre sus vidas.

A propósito de Transmilenio, debo confesar que allí me siento como en un “entrenamiento”, es el lugar donde me preparo para mis “partidos”. Veo cada conferencia como un partido de futbol.

Por eso es tan importante la labor que llevo a cabo en este escenario social, no solo porque tengo la oportunidad de entrenar y probar mis ideas, sino porque estoy convencido que en un país donde la Salud Mental es tan precaria, es necesario llevar la psicología formativa y preventiva a este tipo de escenarios, que además es un autentico laboratorio social en el que puedo materializar mi causa como psicólogo:

Democratizar la psicología.

En lo que va corrido del 2015 he podido llevar a cabo esta causa; primero con una actividad intensa en Transmilenio, y segundo con cinco conferencias que he tenido la oportunidad de ofrecer en los dos sectores que considero clave en la vida social: el sector educativo (colegios) y el sector productivo (empresas).

El 19 de enero volví a Chiquinquirà. Ofrecí otras dos conferencias en el Colegio Campestre Nueva Inglaterra, gracias a la confianza que Sandra y su equipo de compañeras depositaron en mí para llevar a cabo una actividad de inducción para sus nuevos docentes.

Ese día, hice énfasis en la gran responsabilidad que tienen los maestros en la formación de estas nuevas generaciones que están creciendo en hogares derrumbados, y por lo tanto, en la importancia de estar equilibrados afectivamente, porque un maestro no solo educa con sus conocimientos, sino que también forma con sus actitudes. También tuve la oportunidad de exponerles mi modelo de proyecto de vida y les presenté las herramientas de la Psicología de Vida.

Aquel día tomé conciencia que la Psicología de la Vida es una ética, y como tal, puede ser implementada como un programa de formación en las instituciones educativas, y porque no, también en las instituciones productivas, por una sencilla razón, y es que estas herramientas contribuyen con el crecimiento y por lo tanto el bienestar de los seres humanos.

Como anécdota familiar, en ese viaje me acompañó mi madre Inés, con quien aprovechamos para visitar la Basílica de Chiquinquirà. Y también estuvo presente Daniela Serrano, una joven y pilosa mujer que se mueve como pez en el agua por el mundo del mercadeo, a quien curiosamente conocí en Transmilenio en una de mis jornadas de divulgación y entrenamiento. Después de una consulta llegamos a la conclusión que podíamos unir nuestros talentos para construir un portafolio de servicios de formación para colegios y empresas. En esas andamos.

El 30 de enero, un día antes del cumpleaños numero 6 de mi hija Orianna, tuve la oportunidad de participar como conferencista en la actividad de inducción a docentes del Colegio Dulce María de la Localidad de Suba. Fueran dos conferencias que tuvieron como banda sonora a mi grupo de Regué favorito: Green Valley.

Además de las reflexiones propias del que hacer docente, les presente mi modelo de proyecto de vida, al igual que las herramientas de la Psicología de la Vida, me llamó la atención que fue una conferencia muy afectiva y espiritual. Este fue también el fruto de una semilla sembrada en el Congreso de Pedagogía Conceptual.

Como nota curiosa, durante la conferencia, salió a colación el tema de la gestión de calidad, el famoso PHVA que tiene tan obsesionados a tantos directivos con ese cuento de la calidad en los procesos, y me surgió una inquietud, que no expresé en esos momentos pero que aprovecho para soltarla en este instante:

¿Qué será mas importante, la calidad en los procesos o la calidad en la vida afectiva de los docentes?   

Un tema para pensar.

Ese día me acompañó mi sobrino Gabriel, quien fue el encargado del registro fotográfico.

Y ayer, 13 de febrero, el día en que mi sobrino Felipe cumplió sus primeros 12 años, llegué con mi Psicología de la Vida al sector productivo, a las empresas. Gracias, justamente a una semilla sembrada en Transmilenio.

Solanyi, una compañera de mi generación, ambos somos modelo 80, me escuchó en una de mis charlas en Transmilenio y al otro día me llamó para que nos reuniéramos con sus compañeros del Copaso del Centro Comercial Gran San. Aquel día conversamos un rato y acordamos que haría una conferencia para todo el personal operativo y administrativo del Centro Comercial, con miras también a ofrecer formación a los dueños de los locales.

Pues bien, hice la conferencia, y fue tanta mi alegría que me surgió la inspiración para redactar este relato que da cuenta de mi actividad como conferencista, primero en los colegios y ahora en las empresas.

El hilo conductor de la conferencia fue el Hogar y el Trabajo y la importancia de estar construyendo conscientemente un proyecto de vida afectivo y laboral, porque son estos dos escenarios las principales fuentes de bienestar o malestar afectivo.

Con esta conferencia confirmé una vez mas que en las empresas, además de capacitación, se necesita con urgencia, Formación. En realidad, los empresarios y sus directivos deben ocuparse del bienestar mental de sus colaboradores, por una sencilla y no altruista razón:

La productividad.

La productividad de un trabajador depende de su equilibrio afectivo, mismo que se ve afectado por los conflictos interpersonales, tanto en el Hogar como en el mismo Trabajo.

He ahí la importancia de que las empresas cuenten en sus filas con lideres empáticos y conectados con las necesidades afectivas de sus colaboradores.

Después de la conferencia conversé un poco más con Solanyi, quien me invitó a desayunar y me compartió sus impresiones de la actividad. Además de tomarnos la foto de rigor.

Esta vez fue mi padre Eduardo quien me acompañó. Fue muy inspirador para mi verlo ahí, escuchando el cuento que ahora estoy contando.

Que alegría haberle podido mostrar a mi padre que se puede vivir haciendo lo que mas nos gusta. Que todos estos años de cultivo, esfuerzo y sacrificio están empezando a dar sus frutos.

Así estoy construyendo mi Trabajo. Ser un Talento Creativo en el mundo de la psicología, implica comprender que nuestra mayor herramienta es la palabra, por eso es tan importante ejercitarla y cultivarla, porque la palabra anima, motiva, inspira, concientiza, en suma, la palabra, sana.

Me salió largo este relato, apto solo para quienes están siguiendo esta historia, este proyecto de vida. De modo que si tuviste la paciencia de leer hasta aquí, te agradezco tu retroalimentación, es muy útil para mí porque me permite comprender un poco más lo que estoy haciendo y compartiendo.

Saludos.