LIBRO

CAMBIO DE RUMBO

 

NUEVO RUMBO

Mi vida acaba de tomar un rumbo inesperado.

¿Que pasó Andrez?

Te preguntarás…

Como diría Cancerbero, aunque no lo acepte, debo hallar ahora la manera de huir de la muerte.

Y justo en este instante, la vida me envía un mandato a través de mi colega Letty:

“Hola:

No dejes nunca de escribir

Gracias.

Que tengas un bello día.”

Suspiro profundo porque me sorprende la manera como actúa Dios en nuestras vidas.

Me saluda Letty Maribel Gonzalez Fúquene en este dia y no se imagina ella que me ha alegrado la vida.

Escribo estas líneas el 22 de diciembre, son las 7:54 de la mañana, el sol pega en mi espalda, estoy sentado en mi cama, escuchando a Green Valley diciendo:

“Abreme tu alma que yo quiero limpiarla bien”

“Las sombras vinieron a buscarte, no te escondas”

Llevo mas de una semana escondido, incomunicado, pensando que hacer y como responder a esta nueva movida de la Vida.

¿Que querrá la Vida de mi?

Siento miedo.

La verdad, escribo para poder disipar este temor y llenarme de valor para poder actuar con amor.

Miedo y amor, creo que estos son los afectos que se disputan el control de nuestro corazón.

Creo que el miedo es un invasor que viene de nuestra mente, y no lo hace solo, viene acompañado por una legión de dudas e inseguridades, que cuando atacan, neutralizan el accionar amoroso de nuestro corazón, nos bloquea, y cierra las puertas de nuestro espíritu que no puede expresar sus dones porque esta paralizado por el miedo.

Una silenciosa voz susurra a mi oído y me dice:

Andrez, el miedo es lo que no nos deja ser.

El miedo es lo que nos impide hacer.

Es extraño, pero mientras doy rienda suelta a estas líneas, en mi corazón empieza a bajar la tensión.

La verdad, escribir  es mi salvación.

Me tranquiliza y me muestra el camino hacia la evolución.

Me siento libre cuando escribo.

Me siento feliz.

Escribir es mi terapia.

Escribir es mi estrategia.

Escribir es mi vida.

Creo que escribir me permite comprender que el nuevo rumbo que ha tomado mi vida, lo puedo asumir como una oportunidad y no verlo como una amenaza.

Sin quererlo, ha terminado mi vinculación laboral con el Centro Educativo Amigoniano, pero al mismo tiempo, ha comenzado en forma mi proyecto laboral con la Fundación Internacional de Coaching Afectivo.

Salgo de la seguridad de un empleo  y de un sueldo fijo, al temor que produce depender sólo de si mismo,  sin embargo, a diferencia de otras ocasiones, en esta oportunidad no estoy solo; formo parte de un equipo muy talentoso y creativo encabezado por mi maestro Miguel De Zubiria, padre de la Psicología Afectiva  y quien me considera  su discípulo # 1, razón por la cual me invitó a ser parte de este proyecto,  cuya finalidad es promover  la práctica de la Afectividad, como una manera de favorecer el desarrollo afectivo de los seres humanos.

De modo que ahora tengo la oportunidad de consagrarme de lleno a la práctica de la Psicología Afectiva, ya no solo a su estudio  sino a la aplicación en mi vida personal , afectiva y profesional de todas esas ideas  que me permiten definitivamente apostarle a la felicidad; propia y de quienes están a mi alrededor.

Como alguna vez me lo dijera mi maestro Miguel, ante este nuevo desafío existencial, o me hundo, o salgo al otro lado.

Espero poderte dar testimonio de que lo he logrado.

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s