PSICOLOGIA DE LA VIDA

ADULTOS DISCIPLINADOS

enfoque-autodisciplina-300x200
Disciplina es lo que ahora necesito.
 
Un talento sin disciplina es improductivo.
 
Pero… ¿Qué es la disciplina?
 
Lo primero que viene a mi mente es que se trata de un trabajo constante y sistemático.
 
La disciplina, cualquiera sea, requiere un conjunto de practicas respaldadas por unos conceptos.
 
Mi proyecto de vida laboral es Hacer Psicología, y para ello requiero una disciplina.
 
Lo curioso del asunto es que esta disciplina que requiero para Hacer Psicología, es la misma que necesito para ser un humano adulto, el cual es mi proyecto de vida afectivo.
 
Necesito disciplina para trabajar y para amar.
 
Como diría mi apreciado maestro Miguel de Zubiría; en el amor y en el trabajo los adultos nos jugamos la calidad de nuestra vida.
 
De nuestro desempeño en el amor y en el trabajo depende nuestro bienestar y felicidad en esta etapa de la vida llamada adultez.
 
De eso depende nuestro equilibrio, nuestra salud mental.
 
Por eso es tan importante la disciplina.
 
Sin disciplina nos quedamos anclados en la adolescencia, nos convertimos en adultos adolescentes, quejándonos de lo que los demás no nos dan, sin ser conscientes que la clave esta en dar y compartir.
 
Por eso un adulto consciente es un adulto disciplinado.
 
Al menos cronológicamente ya llegué a la adultez. Ahora soy un hombre de 35 años, que tiene ante si dos caminos:
 
La adultez consciente o la adultez adolescente.
 
Reflexiono porque estoy determinado a ser un Adulto Consciente, pero no basta con la palabra, además de ésta, lo que ahora se necesitan son hechos, hechos y mas hechos, porque la palabra sin hechos es infértil, no produce nada, son solo ilusiones.
 
Para disciplinar mi mente necesito una estructura.
 
Ya la tengo.
 
A esa estructura yo le llamo Psicología de la Vida.
 
La Psicología de la Vida es mi disciplina.
 
Indago un poco más y veo que disciplina es método, orden, regla, pauta, norma.
 
En ese orden de ideas, comprendo que la disciplina es la base del crecimiento.
 
Sin disciplina no es posible Crecer, avanzar, progresar.
 
Sin disciplina nos limitamos a la mera lucha por la supervivencia.
Con disciplina no solamente es posible el crecimiento, sino también la trascendencia y de paso se asegura con creces la supervivencia.
 
De modo que aunque mi mente se resista, debo disciplinarla para poder avanzar, porque si no me voy a estancar.
 
Llegó el momento de la disciplina.
 
Llegó el momento de la Psicología de la Vida.
 
Andrez Paz // Taller de Psicología de la Vida
 

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s