VINCULOS AFECTIVOS

VÍNCULOS SAGRADOS

VINCULOS SAGRADOS

Hay tres vínculos afectivos que son sagrados.

La Pareja, los Hijos y el Trabajo.

Y son sagrados porque cuando se honra el compromiso asumido con cada uno de ellos, la mente permanece en paz, es decir en armonía.

En cambio, cuando se falta a ese compromiso, la mente se llena de caos, y el caos lleva al estrés y el estrés lleva al malestar.

Cuando una mente esta en caos contamina el ambiente, quienes le rodean se envenenan con sus toxicas energías.

Cuando una mente esta en armonía, beneficia su entorno, quienes le rodean se alimentan de sus nutritivas energías.

Una mente en caos es una mente que apela a los placeres para evadir su realidad.

Por eso es que una mente en caos es susceptible a la adicción.

En cambio, una mente armónica es una mente que se acerca a los placeres como una forma de disfrute no de escape.

Una mente armónica es consciente del carácter sagrado de su pareja, sus hijos y su trabajo.

Una mente armónica es consciente de una innegable verdad: dañar estos vínculos es dañarse a si mismo.

Por eso son vínculos sagrados, porque tienen que ver con la Vida misma. Con lo que le da sentido a la existencia.

Mucho me temo que esta generación esta olvidando el carácter sagrado de estos vínculos.

Los confundimos y los banalizamos.

Los confundimos porque creemos que cuando se habla de sagrado se hace solo referencia a cuestiones religiosas y eclesiales.

Y se banalizan porque vivimos estos vínculos de forma superficial, inconscientes de la estrecha relación que hay entre estos vínculos y la genuina felicidad.

Estos vínculos no se compran, se construyen, por eso es tan ardua la tarea, pero tan generosa la recompensa.

Compromiso y entrega, esta es la materia prima para construir estos vínculos sagrados.

Y no digo amor porque este afecto también esta banalizado, además, donde hay compromiso y entrega, hay amor.

El compromiso y la entrega son hechos, en cambio el amor muchas veces se queda en palabras.

Compromiso y entrega con tu Pareja, con tus Hijos y con tu Trabajo.

Todo lo demás son ilusiones, velos, fantasías, camuflajes del autoengaño.

Entre mas pronto se de uno cuenta de esto, mas pronto se puede uno dedicar a la construcción de los vínculos sagrados que le dan sentido a la existencia.

De esto depende nuestro verdadero Bienestar.

Yo creo en esto.

¿Y Tú?

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s