ACTUALIDAD, ANDRES PAZ, EL JUEGO DE LA VIDA, TALENTO

LA VIDA ES COMO UNA CARRERA CICLÍSTICA -Nairo Quintana: un talentoso que produce felicidad-

El ciclismo nuevamente esta de moda en nuestro país.

Quizá la época de mayor gloria en este deporte fue en la década de los 80 cuando Lucho Herrera alimentó con orgullo y felicidad a toda una nación pendiente de sus gestas en Europa y en la vuelta a España.

El héroe del momento se llama Nairo Quintana.

Un ciclista de elite que produce una intensa emoción verlo competir.

Un talentoso que está contribuyendo notablemente con la felicidad publica de las personas que nos alegramos de ver como un compatriota saca la cara por el país.

Por eso es que amo el Talento, porque no solamente trae felicidad al talentoso y su familia, sino, a un país entero.

Y esta claro que la felicidad contribuye con la Salud Mental, e incluso física y también espiritual.

De modo que los talentosos son muy preciados y valorados por toda sociedad.

Si esto es así, ¿Cuándo será el día en que dejemos de producir obreros en nuestro sistema educativo y nos dediquemos a Formar Talentos en un Sistema Formativo?

Esta que es la noticia deportiva del momento me hizo pensar en el Juego de la Vida.

La Vida es como una carrera ciclística.

Para lograr ese honroso segundo puesto en el Tour de Francia, ganar la montaña y ser el campeón de los jóvenes, Nairo Quintana, como lo hiciera también Rigoberto Uran en el Giro de Italia, debió superar 21 etapas, donde no solamente competía contra los demás, sino y sobre todo, contra si mismo.

Debió superar obstáculos, escalar montañas, superar el frio, ganarle al reloj….

Pues bien, así también es la Vida, debemos superar obstáculos, debemos competir, pero como bien lo enseña Lou Marinoff haciendo referencia al poder del Tao, “el secreto de competir con éxito, reside en cooperar con tu mejor yo, no en competir con los demás”.

La máxima victoria como lo diría Aristóteles es la victoria sobre si mismo.

El Talento de Nairo Quintana es un Talento Deportivo. Praxico.

La victoria sobre si mismo es un Talento Psicológico, necesario para afrontar las adversidades de la Vida, los retos de la existencia. Una separación, un divorcio, la muerte de un ser querido, la perdida de un empleo…

Visto desde el SISTEMA VIDA, la carrera por la Vida tiene seis etapas.

La primera etapa va de los 0 a los 10 años. (Dependencia)

En esa etapa somos absolutamente Dependientes en todos los sentidos: afectiva, intelectual y materialmente.

No hay mucho que hacer, el azar es el que nos ubica en un entorno que ninguno de nosotros eligió.

Es una etapa en la que el aporte de nuestros padres y nuestra Tribu Familiar es fundamental.

Su ausencia, es lo que marcará nuestras carencias afectivas en nuestra adultez.

Y las carencias afectivas, en la adultez se pagan con un pobre desempeño en el juego del emparejamiento, y por lo tanto en el juego de la crianza.

Puede que en el juego del trabajo se sea “exitoso”.

Pero el éxito, sin el amor de una familia, es un éxito amargo que intoxica la existencia.

La segunda etapa va de los 11 a los 20 años. (Independencia)

Esta es la etapa en la que se empieza a luchar por la Independencia.

No en vano, es la etapa de la adolescencia, la rebeldía natural.

El querer ser libre.

Lastimosamente, en esta etapa la libertad esta más inclinada hacia la biología, es decir hacia la satisfacción irresponsable de los placeres del cuerpo; y no hacia la socioantropologia, es decir hacia la Responsabilidad y el cumplimiento de nuestros deberes como miembros de una Tribu Familiar y una sociedad.

No obstante, de los tutores depende hacia donde se incline esa libertad que tanto reclama el adolescente.

Si se hace la tarea bien, los 20 años deberían significar la conquista de la Independencia, representada en una libertad responsable.

Si la libertad no es responsable, se convierte en una esclavitud.

La conclusión es muy clara:

De nosotros como tutores depende que nuestros hijos a los 20 años sean dueños de si mismos o esclavos de su ego.

La tercera etapa va de los 21 a los 30 años. (Autonomía)

Durante esta etapa se profundiza la esclavitud o se consolida la libertad.

Es la etapa de la conquista de la Autonomía.

Y también es la etapa en la que las cadenas de los placeres; el sexo, el alcohol, las drogas, se hacen más fuertes y se adueñan de la Vida de quienes no han podido aprehender el Juego de la Vida.

Estos son los que reclaman libertad sin merecerla.

Sin luchar por conquistarla.

Estos son los esclavos de su ego que no pueden asumir un compromiso con sus parejas, sus hijos, sus trabajos.

Están a merced de su ego, es decir, sus placeres, sus miedos, sus culpas, y por eso fracasan en sus relaciones de pareja, la crianza de sus hijos y el desempeño de sus trabajos.

Por eso terminan atrapados en círculos viciosos, estrellándose constantemente con la Vida y llevándose por delante todo lo que se atraviese por su funesto paso.

La cuarta etapa va de los 31 a los 40 años. (Interdependencia)

Si se conquistó la Autonomía es la etapa entonces de empezar a tejer vínculos de Interdependencia. Con la pareja, la familia, los amigos…

Interdependencia que se convierte en una nutritiva fuente de afecto, sabiduría y trabajo.

Recursos para alimentar el corazón, la cabeza y el estomago.

Si no se ha conquistado la Autonomía y aun se sigue bajo el yugo del ego, es una etapa de profunda frustración.

De amargura, de sin sentido porque todavía se depende de los papas, de la pareja, de un empleo que escasamente satisface las necesidades del estomago y los deseos caprichosos del ego.

Pero también puede ser una etapa de toma de conciencia.

De despertar.

De aprehender las lecciones de la Vida.

Y de encaminarse hacia la conquista de la Autonomía, cuya primera victoria es darle un certero golpe de estado al ego.

Es una oportunidad y depende del individuo tomarla y dejarla.

Ser un tomador o un dejador de oportunidades.

La quinta etapa va de los 41 a los 50 años. (Cooperación)

Cuando la interdependencia se ha consolidado, el siguiente nivel es la cooperación.

Todos los vínculos cooperan entre si para incrementar los recursos de la Comunidad. De la Tribu familiar o social.

Hay confianza, ayuda mutua, reciprocidad.

El que no ha podido aprehender el Juego de la Vida, en esta etapa sigue luchando, tratando de subsistir. Quejándose del mundo y contra el mundo.

Puede que tenga recursos materiales, pero es pobre en afecto y más pobre aun en sabiduría.

Es un rico pobre.

Y como es pobre en afecto, le toca comprarlo.

Y como es pobre en sabiduría, aun sigue creyendo ingenuamente que primero está el estomago y después el corazón.

La sexta etapa va de los 50 años en adelante… (Altruismo empático)

Esta ya es la etapa de ayuda plena a la sociedad y la humanidad.

Es alcanzar la cima, no del éxito, sino del impacto positivo sobre las nuevas generaciones. Del aporte con su afecto, su sabiduría y su trabajo al Bien-Estar de la sociedad.

Aunque no es ese el objetivo del que alcanza este nivel de destreza en el Juego de la Vida, es la etapa de los reconocimientos sociales.

Toda sociedad reconoce y valora no solo a sus héroes deportivos, sino también a sus héroes artísticos, científicos y sociales.

La Vida entonces es como una carrera ciclística que va por etapas.

Como en todo deporte, en el Juego de la Vida hay hombres y mujeres que se destacan por su destreza a muy temprana edad.

Nairo Quintana alcanzó a los 23 años, lo que otros ciclistas difícilmente lograran en su Vida.

Quizá a medida que pasa el tiempo se va haciendo más difícil ganarle la batalla al ego.

Quizá la etapa crítica sea la que transcurre entre los 30 y los 40 años.

Quizá estas letras sirvan para tomar conciencia.

Quizá…

Sea lo que sea, entre mas personas comprendamos que la Vida es un Juego, en el que no necesariamente hay que competir sino cooperar con nosotros mismos y con los demás, mas se transformará nuestra sociedad. Más evolucionaremos como humanidad.

Esto me salió mas largo de lo que pensaba, pero bueno, espero que haya quedado claro el mensaje.

Agradezco mucho tus comentarios.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s