ANDRES PAZ, CARTAS AL MAESTRO, MIGUEL DE ZUBIRIA

SOY DISCÍPULO DE MIGUEL DE ZUBIRÍA. QUE ALEGRÍA!!!!

Con mi mentor y maestro Miguel de Zubiria
Con mi mentor y maestro Miguel de Zubiria

Que bello es poder decir que eres discípulo de Miguel De Zubiría. Y más bello aún es que él te asuma como tal.

Yo soy Andrés Paz; Psicólogo Afectivo de profesión y Formador Afectivo de oficio. Y me enorgullece decir que soy discípulo de Miguel De Zubiría.

Cuando le escribo a mi maestro Miguel o cuando hablo sobre él, pienso mucho lo que voy a decir. No quiero sonar adulador. Desconfío de los aduladores.

Mi propósito sobre todo es reconocer públicamente lo que ha significado su pensamiento y guía en mi Vida.

Metafóricamente hablando, sus enseñanzas y consejos han sido como un nutritivo alimento para mí. Leer, estudiar su obra, reflexionarla y escuchar sus recomendaciones alimentan mi pasión.

Y la pasión es clave. Porque la construcción de una Tribu Familiar, una obra conceptual, y una obra social, requiere altísimas dosis de pasión, entrega, voluntad, resistencia, paciencia. Solo así se puede uno mantener firme ante las naturales adversidades de la Vida.

Solo con pasión se puede mantener uno en el camino, sin desviarse.

Miguel De Zubiría ha contribuido enormemente con mi evolución afectiva, intelectual y material.

Sigo siendo un aprehendiz, aun cometo “errores” en este Juego de la Vida, pero se que cada “error” me deja una Lección Vital. Sin importar la presión existencial, hay que jugar siempre con convicción, fiel a si mismo, es decir a sus creencias, sus afectos, y leal a su Tribu Familiar.

Tener lo anterior muy presente puede traer como recompensa, que los aparentes “errores” que hoy cometiste, resultaran ser buenas jugadas vitales que requerirán de tiempo para ser justamente valoradas. Jugadas que contribuyeron a que cada quien asumiera su responsabilidad y aportara lo mejor de si en beneficio de la Tribu Familiar.

En conclusión, Miguel De Zubiría me ha enseñado a pensar, a sentir y a “trabajar”. Pongo “trabajar” entre comillas porque amo profundamente lo que hago y cuando esto ocurre, el trabajo deja de ser trabajo y se convierte en un entretenido juego que es parte a su vez del gran Juego de la Vida.

Si sientes pasión por lo que haces, entonces lo sientes, lo aprehendes, lo vives, lo disfrutas.

No es Miguel De Zubiría mi único referente teórico, pero si es el único que me considera su discípulo y yo lo considero mi maestro.

Esto, me produce una inmensa alegría!!!!

 :::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::

Andrès Paz 

Psicologo Afectivo y Formador Afectivo

Mi meta es tu Bien-Estar

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s